¿Por Qué el Tema Macotas y su bienestar con Just?

Los animales generalmente obtienen un trato difícil en este mundo, con técnicas de cultivo que los llenan de productos químicos y alimentos para herbívoros que a veces contienen materia animal.
Incluso algunos alimentos para mascotas tienen fuentes cuestionables, y cuidar a nuestras mascotas tan bien como lo haríamos nosotros es difícil cuando las tarifas veterinarias son altas.
Afortunadamente, los tratamientos naturales para animales están cada vez más disponibles, en tiendas y en otros lugares. Los profesionales, incluidos veterinarios, criadores, formadores y agricultores, han llegado a apreciar que, en algunos casos, una opción natural es el mejor camino a seguir. De hecho, muchas empresas comerciales ahora operan en este campo.
Algunos comentaristas han planteado objeciones a esto, utilizando los mismos argumentos de hace unas décadas cuando comenzó el movimiento de salud natural para los humanos. Por ejemplo, aquellos que sostenían que la homeopatía no puede funcionar en humanos porque el ingrediente activo es indetectable ahora cuestionan su uso en animales. Sin embargo, el argumento de que el uso de la homeopatía en humanos se debe al efecto placebo – “Todo está en la mente” – no se puede aplicar a los animales.
El hecho de que los animales responden tan bien a tratamientos como la homeopatía y la acupuntura argumenta a favor de la eficacia de estos tratamientos, precisamente porque no hay factores psicológicos involucrados.
Se debe tener especial consideración cuando se usan aceites esenciales en animales. Primero, tienen un sentido del olfato mucho más sensible que los humanos y, por supuesto, los animales, especialmente los perros, vienen en tamaños muy diferentes, por lo que cualquier aceite esencial o mezcla utilizada debe variar entre, por ejemplo, un perro salchicha y un gran danés. Cualquier producto aromático o herbal debe usarse con el mismo cuidado en su mascota que cuando se administran preparaciones farmacéuticas.
Los animales son muy diferentes a los seres humanos en los compuestos químicos a los que son sensibles, y las diferentes especies de animales pueden tener diferentes niveles de tolerancia a los diferentes aceites esenciales. Por lo tanto, al tratar animales, no aplique simplemente aceites esenciales apropiados para una afección que ocurre en humanos. Use pequeñas cantidades en primera instancia con una animal, aumentando gradualmente la cantidad en pequeños pasos incrementales, y solo si es necesario.
Los animales responden bien a los métodos naturales de salud y daría lástima negarles el acceso a ellos con tantos beneficios que trae su uso; lo hemos probado y responden muy bien.
Siga siempre las indicaciones del médico veterinario de su confianza antes de usar remedios naturales en sus mascotas.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!